lunes, 20 de junio de 2005

Siguen estando...

Hace unos años (3 ó 4), estaba esperando el colectivo en La Plata, tipo 12 de la noche, enfrente de la terminal de Ómnibus.

En un momento apareció una camioneta de la policía bonaerense, muy rápido, y frena de golpe delante mío. Detrás de la camioneta se estacionó un "Falcon Verde", con las patentes rotas e ilegibles. De la camioneta bajaron cuatro canas de uniforme y del Falcon, como no podía ser de otra manera bajaron ellos, arma en mano, anteojos negros, campera de cuero, camisa y pantalón de vestir.

No podía creer lo que estaba pasando. Los canas bajaron de la camioneta y ellos del Falcon. Ellos caminaron hasta la esquina donde había un auto estacionado en forma atravesada, se acercaron, chequearon lo que vinieron a chequear (quién sabe qué), luego hicieron las señas de que estaba todo ok, se volvieron a subir todos a sus respectivos vehículos y desaparecieron.

Yo: blanco.

Todavía están. Siguen trabajando al servicio de la comunidad. Nunca se fueron. Tienen como escudo y contención esa fuerza que los acobija como hijos deseados y no aceptados.

Yo sé que no son todos iguales. Deben haber un par de milicos que son buena gente. Pero desde el fondo del corazón, uno les teme a todos, los odia. Siguen representando a uno de los sectores más corruptos y delincuentes del país. Utilizan su poder con total impunidad para despacharse con quien se les cante. Basurean, maltratan, arrestan, pegan, generan odio, odian... todo respaldado y escudado tras un uniforme azul.

En el fondo yo ya sé, que son sólo monos a los que se les hizo creer que por tener armas y uniforme son superiores, son mejores y que son respetados (a través del miedo). Pero quién les hace creer esto? Indudablemente es como dice el chiste: "mente superior domina mente inferior". Alguien tiene que haber más arriba ordenando, ideando, pensando, manejando todo. A ese alguien o esos álguienes es a los que más miedo le tengo.

Hace un tiempo encontré una página. Ahí opinan muchos de estos álguienes. De vez en cuando está bien entrar y ver qué opinan y saber que todavía siguen estando... nunca se fueron.

Entre otras tantas cosas temibles se puede leer:

"...Un día como este, veintitrés años atrás, nuestro país firmaba la rendición frente a las tropas inglesas. El 14 de junio del año 2005, una nueva frustración se cierne sobre nuestra patria. Las fuerzas subversivas derrotadas por las armas en la década del 70, obtienen un importante triunfo político, mediante la declaración de inconstitucionalidad de las Leyes de Obediencia Debida y Punto Final."

Sin palabras.

Aquí les dejo el link: www.seprin.net

No hay comentarios.: